Científicos encuentran agua líquida en Marte

Es el primer signo de la existencia de un cuerpo de agua en ese planeta.

Comparte
(Foto: NASA).

Un equipo de investigadores encontró evidencias de la existencia de un cuerpo de agua líquida en Marte.

El líquido fue hallado bajo una capa de hielo en una zona del polo sur de ese planeta.

En ocasiones anteriores se habían conseguido rastros de fluido intermitente de agua sobre la superficie marciana, pero este es el primer signo de la existencia de un cuerpo de agua en ese planeta.

El hallazgo de agua líquida fue conseguido gracias al uso de Marsis, un radar que se encuentra a bordo del Mars Express Orbiter, que forma parte de la misión de exploración de Marte de la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés).

“Probablemente no es un lago muy grande”, señaló el profesor Roberto Orosei, del Instituto Nacional de Astrofísica, que encabezó el estudio.

Marsis no pudo determinar la profundidad del cuerpo de agua, pero los investigadores estiman que como mínimo tiene un metro.

“Esto realmente califica como un cuerpo de agua. Es un lago, no algún tipo de agua derretida que está llenando un espacio entre la piedra y el hielo, como ocurre con algunos glaciares en la Tierra”, agrega Orosei.

“Desde hace tiempo sabemos que la superficie de Marte es inhabitable para la vida tal como la conocemos, así que la búsqueda de vida en ese planeta se concentra ahora bajo la superficie“, explica a la BBC Manish Patel, profesor de la Open University, en Reino Unido.

Así que, aunque el hallazgo sugiere la existencia de agua, no confirma nada adicional.

No estamos más cerca de realmente detectar vida. Lo que hace este descubrimiento es darnos la ubicación acerca de dónde buscar en Marte. Es como el mapa de un tesoro, excepto que en este caso habrá muchas X’s marcando los sitios”, dijo Patel.

La temperatura del agua y su química también podría suponer un problema para cualquier potencial organismo vivo en Marte.

Para permanecer en estado líquido en esas frías condiciones (los investigadores estiman que la temperatura oscila entre -10 C y -30 C), es probable que el agua contenga muchas sales disueltas.

“Es probable que el agua sea extremadamente fría y muy salada, lo que sería bastante difícil para la vida”, explica Claire Cousins, astrobiologa de la Universidad St. Andrews, de Reino Unido.

(Con información de la BBC).

Comentarios